Deisy Hernández

Madre

Mi hijo Elmer David tiene 5 años y fue diagnosticado con Linfoma Hodgkin.  Tengo 3 hijos y aquí vivo con mi mamá.  Éramos una familia normal.  Soy de Lorica.  Vinimos a Bogotá a médico particular porque Elmer David tuvo un mes completo de fiebre.  El estómago comenzó a crecerle y tenía mucha fiebre y perdió peso. Aquí el médico le mandó exámenes y nos dijo que el niño tenía muchas masas y que eso no era normal. Me remitieron a La Misericordia. Yo no creía que eso me estaba pasando a mí. Yo sentía que me estaba muriendo porque teníamos una vida normal. Lo más difícil es aceptar la enfermedad que tiene mi hijo y ver cómo se pone cuando le ponen la quimioterapia. Conocí a Sanar en el hospital cuando Elmer David estaba muy malito y llegó la trabajadora social y me dijo que estaba para apoyarme. Que me acercara a su oficina.

Pasaron 5 días y yo fui. Me dijo que me podía apoyar con el almuerzo y Sanar me ha apoyado mucho con auxilio de arriendo, mercado, transporte y cosas para los niños.  Sanar me ha apoyado primeramente en el apoyo sicológico, que es muy importante porque uno necesita ese apoyo y trabajo social. La trabajadora social siempre está con uno, con la familia, está pendiente de mis otros niños no sólo de Elmer.  Sanar apoya a muchas familias y cuando uno siente que ya no puede más ahí aparece Sanar. Ha sido un apoyo muy grande para mí y para mis hijos.

“Me llamo Elmer David Rico. Lo que más me gusta es ser súper héroe como el hombre araña. Tengo 5 años. Me dolía la barriga y ahora estoy mejor. Yo quiero ser policía porque atrapan a los ladrones.”

Contáctanos

0